23 de marzo de 2014

Emutsa, la Empresa Municipal de Transporte del concejo de Mieres desde el 1 de mayo de 1956.


LA HISTORIA DE EMUTSA.
                            Primera flota de Emutsa
Emutsa es la Empresa Municipal de Transporte del concejo de Mieres, en su dilatada historia aglutina múltiples cambios y  transformaciones que siempre han ido vinculados y unidos al Gran Concejo Mierense y a sus habitantes, intentando dar “el mejor servicio al mejor pueblo”.
 Los primeros intentos del Ayuntamiento de Mieres de desarrollar un servicio público de transporte de viajeros datan de los años treinta, aunque el corte que supuso la guerra civil y los años de posguerra motivó la paralización de este proyecto. Sólo una vez bien entrada la década de los años cincuenta, y tras un fallido intento de constitución de una empresa mixta, pudo constituirse definitivamente un servicio de autobuses gestionado directamente por el Ayuntamiento bajo la figura de empresa privada con capital social municipal (acuerdo plenario de 28 de septiembre de 1955).
Denominada inicialmente "Empresa Municipal de Autobuses de Mieres, Sociedad Anónima" (EMANSA), y fundamentada desde el punto de vista normativo en los artículos 89 a 94 del Reglamento de Servicios de las Corporaciones Locales, y en sendas resoluciones del Ministerio de Gobernación de 12 de febrero de 1954 y de 13 de julio de 1956, sus estatutos fueron aprobados en sesión plenaria de 22 de diciembre de 1956.
                 1 de mayo de 1956, inaguracion  oficial de Emutsa
EMANSA inició oficialmente sus servicios como servicio municipal el 1 de mayo de 1956; poco después, el 1 de Enero de 1957, pasó a denominarse "Empresa Municipal de Transportes de Mieres S.A" (EMTMSA); su denominación actual como "Empresa Municipal de Transportes, Sociedad Anónima" (EMUTSA) data del 11 de octubre de 1965.
Su domicilio social, ubicado en los primeros momentos en el propio Ayuntamiento, fue posteriormente trasladado a la calle Ave María (actual calle Alas Clarín), nº 22. Tras un establecimiento provisional en la antigua Avenida José Antonio (actual Manuel Llaneza), el domicilio social de la empresa radicó desde 1973 hasta fechas recientes en La Belonga. En la actualidad, EMUTSA tiene su domicilio social en el Centro de Transportes de Mieres.
La estructuración interna de la empresa ha evolucionado a lo largo del tiempo, aunque los cambios han sido escasos en lo referente a los órganos de gobierno, compuestos por una Junta General y un Consejo de Administración.
La dirección efectiva de la empresa ha sido siempre responsabilidad del Director Gerente, encargado de los diversos departamentos de la entidad, que han variado en denominación y atribuciones: el organigrama inicial descansaba en dos departamentos principales, directamente dependientes de la Gerencia: una Jefatura Administrativa, encargada tanto de la gestión económico-recaudatoria, patrimonial y de personal, y una Jefatura Técnica, encargada del servicio de tráfico, talleres y el servicio de centrales e instalaciones; es decir; de aspectos, directamente relacionados con las líneas y servicios y con el mantenimiento del patrimonio directamente vinculado al desarrollo efectivo de aquellas; existía a su vez un departamento de inspección, dependiente conjuntamente de las dos jefaturas citadas.
La situación actual ha supuesto un reforzamiento de la Gerencia, debido a la desaparición de las jefaturas, convertidas directamente en departamentos, y del Departamento de Administración, que absorbe buena parte de las funciones de las antiguas Jefatura Técnica y Departamento de Inspección.
                                   Cobradoras de EMUTSA
FUENTE: Archivo Municipal de Mieres.

“Recordando  los cincuenta  años”

1956- 2006 - 50 aniversario de EMUTSA.  /  Publicado por “EL Blog del Mierense”.

“Breve historia de la Empresa Municipal de Transportes de Mieres”.
 
... Lo que hace grande a una Empresa es el esfuerzo, la ilusión, el trabajo y el sacrificio, de todas las personas que durante una parte de su vida unen sus esfuerzos para conseguir un objetivo común...

PRÓLOGO: 50 aniversario de EMUTSA.

Durante el año 2.006, en EMUTSA se conmemoro el 50 aniversario del primer servicio de transportes realizado por el Ilmo. Ayuntamiento de Mieres bajo la figura de su empresa municipal. Desde aquel 1 de Mayo de 1.956 hasta la actualidad, muchos han sido los cambios que se han vivido en nuestro municipio de Mieres, desde los aspectos de la actividad  industrial  hasta los demográficos y redistribución de la población en el territorio. La Empresa Municipal de Transportes no ha sido ajena a todos estos cambios, debiendo vivir en constante transformación para poder cumplir de la mejor forma con su objetivo principal (el cual nos diferencia y da sentido a la existencia de esta empresa) como es el de ofrecer el mejor servicio a los vecinos de Mieres y todos aquellos que nos visitan, centrándose para ello más en su carácter social que en lo estrictamente mercantil en muchas ocasiones. Por supuesto, todo ello no habría sido posible sin el esfuerzo y el apoyo del Ayuntamiento de Mieres.
Lejos en el recuerdo, pero muy presentes en nuestra memoria, van quedando los innumerables servicios que se realizaban camino de los Pozos mineros de HUNOSA en Polio, Nicolasa o el Valle de Turón, o las grandes cantidades de personas que acudían al Mercado de Ganado los domingos a primera hora de la mañana. De todo aquello muy poco queda en nuestro servicio. Sin embargo, otras expectativas se abren en un futuro próximo que significan un reto, un compromiso y también una esperanza para la actividad de esta empresa, como pueden ser los nuevos equipamientos que en la actualidad se construyen en la Vega de Nuevo Santullano, el auge de la actividad turística en los valles de Turón y Cuna y Cenera o la industria de reciente creación en Sovilla, Baíña, Reicastro o Loredo, símbolos de la esperanza del resurgir de nuestro municipio y de los que EMUTSA pretende continuar siendo protagonista, articulando un eficiente sistema de transporte  público. Pero por encima de todo, nuestro esfuerzo e ilusión se concentran en un constante compromiso de modernización y mejora del servicio.
Este documento, desarrollado a iniciativa propia de los actuales trabajadores de la plantilla de EMUTSA, pretende significar un recuerdo y un homenaje a todos aquellos que han pasado por esta empresa, así como un símbolo de ánimo a los que nos encontramos trabajando en la misma para continuar dando lo mejor de nosotros mismos, como lleva sucediendo a lo largo de estos 50 años. Igualmente, a los miles y miles de clientes que diariamente viajan con nosotros queremos transmitirles las mismas felicitaciones por este acontecimiento, así como nuestro mayor agradecimiento por la confianza que depositan en esta empresa. Para lo que nos necesiten nos encontrarán a su disposición, porque la finalidad de EMUTSA es estar allí dónde y cuándo ustedes necesiten nuestro servicio.

Andrés Gutiérrez Porrón
Director Gerente de EMUTSA 

LOS ORIGENES DEL SERVICIO MUNICIPAL DE TRANSPORTES.
La mínima comunicación que existía entre los pueblos que integraban el municipio de Mieres en la primera mitad del siglo XX, debido a las características orográficas del mismo, motivaron al Ilmo. Ayuntamiento de Mieres a tratar de solucionar el problema de los transportes urbanos. De esta forma, el 6 de diciembre de 1935 el Ayuntamiento de Mieres, en virtud del informe de los Sres. Secretario e Interventor del mismo, acordó declarar la conveniencia de la municipalización del servicio de transporte de viajeros a Turón, y formular la Memoria prevenida en el artículo 134b de la Ley Municipal. De esta forma, el 3 de Abril de 1936 se designó una Comisión especial para la redacción de la Memoria, a la vista de la cual, el 26 de Junio se acordaría la ampliación de esta municipalización del transporte, con carácter de monopolio, a todo el término municipal.

                                                 Los tranvías, un proyecto fallido
Así, el 1 de diciembre de 1937 se oficiaron las nuevas concesiones a la Jefatura de Obras Públicas de la provincia, recibiéndose contestación del  Jefe de Obras Públicas, el 8 de marzo de 1938, en los términos de que sólo habría un servicio “tolerado” entre Mieres y Turón, y que sucesivamente se comunicaría al Ayuntamiento las nuevas peticiones mientras se formulaba la petición de Municipalización conforme a la base XIX de la Ley de 10 de julio de 1935.Así las cosas, el 21 de Diciembre de 1938 el Ayuntamiento de Mieres, en sesión plenaria, acordó designar al ingeniero Sr. Sánchez del Río para que se encargara de la redacción del proyecto del servicio municipal de transportes de Mieres. En septiembre de 1940 el Sr. Sánchez del Río presentó la memoria descriptiva de las líneas, reglamento y tarifas que regirían en este servicio municipal, el cual fue aprobado por el Pleno del Ayuntamiento el 6 de diciembre del mismo año, elevándolo al Ministerio de Obras Públicas para su aprobación. El 17 de mayo de 1944 el Ayuntamiento, a la vista de la O.M. de 20 de abril, acordó solicitar del Consejo Directivo de Transportes por carretera la inclusión de los recorridos entre Rebollada y Turón, con ramal de Santullano a Ujo en el servicio municipal. Dicho Consejo Directivo ordenaría a la Jefatura de Obras Públicas, con fecha de 4 de julio de 1944, que ésta tuviese en cuenta dicha instancia en el estudio general. El 9 de diciembre de 1949 se aprobó el Reglamento de Ordenación de  los Transportes mecánicos por Carretera, definiendo en su artículo 1º párrafo2º:“A estos efectos, y como norma general, se entenderá por casco urbano el conjunto de la población agrupada, sin que existan en su edificación soluciones de continuidad que excedan de quinientos metros. En casos de  duda acerca de lo que, a efectos de transporte urbano, y sobre todo en los casos de poblaciones diseminadas en un mismo término municipal, el Ministerio de Obras Públicas, oído el Ayuntamiento respectivo, señalará los límites a que ha de extenderse la aplicación de este Reglamento y los de la zona de actuación  municipal ”En vista de esto, el Ayuntamiento de Mieres presentó solicitud y plano al Ministerio de Obras Públicas para que éste señalará los límites y la zona de actuación municipal.
                                  Líneas propuestas por el Ingeniero de Caminos 1953.
El Ingeniero de Caminos, el 2 de  marzo de 1953, aportó al Ayuntamiento cuantos elementos de  juicio pudiera necesitar para adoptar la modalidad de explotación que juzgara pertinente, en un proyecto que, tomando como base el realizado en el año cuarenta, modifico obrando con un criterio de restricción, y el punto de vista forzado hacía la conveniencia nacional y local, que no se correspondía con la de los años cuarenta. De esta forma, presentó al Ayuntamiento las tres formas de prestación del servicio que recogía la Ley de Bases de Régimen Local del 17 de julio de1945, con el fin de que el Ayuntamiento adoptase la que creyera más conveniente:

A)    En gestión directa con órgano especial de Administración que será un Consejo presidido por un Concejal, con un Gerente designado por la Alcaldía a propuesta del Consejo y con capital aportado por el Ayuntamiento.
B)    En forma de Empresa privada, constituida como Sociedad Mercantil de responsabilidad limitada. El Ayuntamiento aporta el capital y en los Estatutos se determina la composición del Consejo y sus votos. En caso de que las perdidas excedan la mitad le Capital social, será obligatoria la disolución de la Sociedad y el Ayuntamiento resolverá sobre la continuidad de la explotación del servicio y la forma de hacerla.
C)    En forma de Empresa Mixta, participando particulares y Ayuntamiento. Fijando el modo de constituir el capital social y la participación que se reserva al Municipio en la dirección de  la Empresa.

Además, planteó una serie de modificaciones sobre las radiaciones iniciales del año cuarenta, por creer preferible comenzar con lo estricto y poco apoco ir aumentando servicios si se dedujese la conveniencia de así hacerlo:

§  A Rebollada por la carretera de Sevilla a Gijón:
Propuso limitarla en El Caño, a la entrada de  Fábrica de Mieres, por proporcionar el máximo contingente obrero, y dada la situación de la carretera a la Rebollada hacía inadecuado el tráfico por las fuertes  rampas y curvas muy cerradas.
§  A Santo Emiliano por la carretera de Sama a Mieres:
Proponía limitarla en La Carba, punto de confluencia de la carretera de Sama con el ramal de Vegadotos. Ya que el resto del  recorrido desde La Carba a El Campo serviría a una zona rural cuyo tráfico no justificaba el recorrido de tan fuerte pendiente.
§  A Turón por las carreteras de Gijón a Sevilla, Santullano a Collanzo y Figaredo a Turón:
No realizó ninguna modificación.
§  A Santa Cruz por las carreteras de Gijón a Sevilla y Santullano a Collanzo:
No realizó ninguna modificación.
§  A Ujo por las carreteras de Gijón a Sevilla y Santullano a Collanzo y  puente de Ujo Taruelo:
Planteó que Ujo pasara a ser una parada del servicio de Santa Cruz, proponiendo que todos los coches a la ida y a la vuelta de Santa Cruz cruzaran el puente, para tomar y dejar viajeros de Ujo. Proponía terminar el recorrido en Valdefarrucos límite del Concejo.
§  A Cenera por las carreteras de Gijón a Sevilla y de Santullano a Valdecuna:
 
Dado que tenía el inconveniente del paso a nivel de Santullano, y su tráfico debía ser reducido no justificaba la implantación del servicio. Encomendaba también abandonar la carretera Sevilla a Gijón, el día que se construyera la carretera Mieres a Peñamiel, para ir por la nueva carretera y beneficiar a los pueblos de esa zona: Ablaña, Pereda, Loredo y Baiña. Con las recomendaciones señaladas fijó tres líneas:

1º - línea: hasta Turón con término en Urbíes.
 -  línea: a Valdefarrucos  por Figaredo y a Ujo Taruelo, con cruce del puente y retroceso para dar    acceso a Ujo.
3º -   línea: servicio alternativo hasta La Carba y el Caño.

En cuanto al número de vehículos proponía que los nueve coches que contemplaba el proyecto de 1940 (siete en servicio activo y dos de reserva), se redujeran a seis vehículos, al que se añadiría otro más pequeño para auxilios y repuestos de los que estarían en activo, en total siete vehículos en vez de los nueve proyectados en el año cuarenta. Dado que las extraordinarias dificultades para la adquisición de material móvil le impedían señalar el más conveniente para la explotación, se limitó a hacer indicaciones de carácter general. Proponiendo que la empresa contara con dos coches grandes, tres intermedios y dos menores. Así mismo recomendaba construir una cochera con foso y medios de lavado y engrase, con unas dependencias accesorias destinadas a llevar un pequeño taller.
Y exponía como personal necesario para cubrir los servicios de:

1 - Encargado General, 1 - Inspector, 1 - Oficial Administrativo, 7 - Conductores, 7 - Cobradoras,           1 - Mecánico, 1 - Tornero Ajustador, 1 - Lavador Engrasador, 1 - Guarda de noche y 2-Aprendices.

Este nuevo proyecto le sirvió de base al Ayuntamiento de Mieres, para la creación del Servicio Municipal de Transportes. El 24 de marzo de 1953, se declara “casco urbano” a todo el Concejo y se establece la exclusividad del Ayuntamiento en la regulación del transporte urbano, sujetándole sólo a la coordinación con los operadores de transporte de viajeros que existían. Con el Reglamento de Transportes por Carretera, y cimentándose en los artículos 89 a 94 del Reglamento de Servicios de las Corporaciones Locales y en las resoluciones del Ministerio de Gobernación del 12 de febrero de  1954 y del 13 de julio de 1956, el Ayuntamiento constituye la empresa, optando por gestionarla directamente.
El 28 de diciembre de 1955, se firma el Acta de Constitución del Servicio Municipal de Transportes como Empresa Mixta, pero este hecho resultó ser un malogrado intento, motivo por el que el Ayuntamiento decide cambiar la situación y forma final del Servicio Municipal de Transportes. En sesión plenaria el 22 de diciembre de 1956 se aprobaron los estatutos que formaban una empresa privada Municipal. Finalmente, y tras dos décadas de trámites y gestiones que se vieron paralizadas por la Guerra Civil y los años de posguerra, el Ayuntamiento había formado el Servicio Municipal de Autobuses.
Antiguas cocheras municipales, detrás del colegio Liceo, cabecera de líneas.
 
LA EVOLUCIÓN DEL SERVICIO MUNICIPAL DE TRANSPORTES.
La Empresa Municipal de transportes estrenó oficialmente el servicio público de viajeros dentro de los términos del Concejo, el 1 de mayo de1956. La rentabilidad de unas líneas posibilitaría la explotación de otras que no lo fueran, y con ello se alcanzaría el objetivo principal:

“Dar adecuada intercomunicación a los pueblos del Concejo”.

Con una flota inicial de diez autobuses, la empresa estaba formada por 39 empleados (13 conductores, 21 cobradoras, 4 mozos de equipaje y  lavacoches), y se disponía a cubrir las líneas con destino a San Andrés, Urbies, Ujo, Valdefarrucos, Cenera, La Carba y Fábrica. Las rutas poco a poco fueron creciendo en longitud, y se fueron aumentando los servicios implantados para cubrir las demandas de la población. En 1957 se establecieron las líneas a Entrerrios y a La Caleya. En enero de1967 se establecía una línea a Baiña y 1965 se amplió el servicio de Ujo hasta Senriella y se implantó la línea al Padrún. Paulatinamente crecían los recorridos de las líneas, y en 1965 la empresa contaba con diez  líneas que durante el año 1965 llegaron a transportar a 8.353.469 viajeros:

·                  Línea 1: San Andrés
·                  Línea 1,1: Urbies
·                  Línea 2: Cenera
·                  Línea 3: Valdefarrucos
·                  Línea 4: Entrerrios
·                  Línea 5: La Caleya
·                  Línea 6: Fábrica
·                  Línea 7: Polio
·                  Línea 8: Baiña
·                  Línea 9: Senriella
·         Línea 10: Padrún
 
Los recorridos seguían en aumento, tras las solicitudes de la población, por lo que paulatinamente se fueron implantaron nuevas líneas y modificándose  las existentes, para dar una mayor cobertura a todo el Concejo. Así, en noviembre de 1975 se realizó por primera vez el recorrido a San Nicolás, estableciendo una nueva línea que unía Mieres con Ablaña. En abril de 1982, se instauraron dos nuevos servicios: Carcarosa y Paxio.

                           Servicio inaugural a Carcarosa y primera viajera de esta línea
La empresa cubría tanto transporte de viajeros en líneas regulares, como líneas específicas para centros de trabajo, como los prestados a los trabajadores de HUNOSA y servicios de transporte escolar, dentro del Concejo. Este aumento de la demanda de la población, además de provocar el incremento de los servicios provocaba el aumento de la plantilla, que en mayo de 1960 alcanzó su mayor volumen, disponiendo de 110 trabajadores distribuidos entre los departamentos de Dirección, Talleres, Oficinas, Jefatura de Tráfico, Conductores, Cobradoras, Mozos de equipaje, Persona de Almacén, Lavacoches, Guardas, Limpieza y Servicio Médico.   
                                       Mozo de equipajes de EMUTSA
De todas estas categorías, destacan por su singularidad algunas que ya no forman parte del organigrama de la empresa desde hace algunos años, como puede ser la de “Mozo de Equipaje”, el cual se encargaba de la carga, ordenación y descarga de los bultos que los viajeros llevaban en el autobús, tales como maletas, equipajes, jaulas con animales de granja. Su figura desapareció en la década de los ochenta.
Otro ejemplo de estos desaparecidos puestos de trabajo singulares es el de  las cobradoras, personal que se encargaba de organizar la subida, bajada y entrega de billetes a los viajeros, avisando también de las paradas al conductor siguiendo un sistema basado en el uso de un timbre: A mediados de los ochenta, la figura de las cobradoras desapareció definitivamente. La fuerte crecida de servicios provocados por la gran demanda de la población, por aquel entonces muy elevada, afectó también al parque móvil de la empresa. 
                    cobradora del autobus en su puesto de trabajo
Si en sus inicios la empresa contaba con 10 autobuses, en el año 1.976 la dotación de los vehículos ascendía a 24 autobuses, que realizaban los distintos recorridos por el Concejo. Pero la continua crisis de la industria básica, que se vivió en aquella época, afectó también a la empresa y la llevó a tomar una serie de medidas para reducir, en lo posible, los costes de explotación.
En 1964 se produce el primer cambio significativo al instaurarse la figura del conductor-cobrador. Fue un cambio paulatino y a mediados de los ochenta todas las líneas de la empresa eran cubiertas por conductores-cobradores. Pocos años después se produce otro cambio revelador, la posibilidad de que las cobradoras pudieran ser a la vez conductoras. En un intento de adaptar al personal excedente a las nuevas necesidades de la empresa, el “P.P.O.” (Plan Nacional de Promoción Profesional Obrera), organizó una serie de cursillos para esta adaptación, con un resultado efectivo y novedoso para aquellos tiempos, pues cinco empleadas consiguieron el carnet de conducir de primera especial (requisito para la conducción de autobuses), las cuales se fueron acomodando a su nueva función y supusieron las primeras mujeres conductoras de autobuses en la empresa, que comenzaron a desarrollar estas funciones a finales de  los años setenta. Otra medida para intentar comprimir en lo posible los gastos, que comenzó a estudiarse en 1965, era la instalación de máquinas automáticas de expedición de billetes. Sin embargo, no sería hasta 1988 cuando se instalaron las primeras maquinas. Hasta entonces los conductores entregaban billetes manuales a los viajeros. Veinte años después de su comienzo, y tras los cambios ejecutados, debido a la crisis económica, la plantilla de la empresa la formaban 86 trabajadores.
                                       El número 7, un Pegaso 6035. 
UNA INICIATIVA SINGULAR: LOS TROLEBUSES DEL SERVICIO MUNICIPAL DE TRANSPORTES DE MIERES.
En los años sesenta, tuvo lugar una malograda experiencia que afectó, en cierta medida, a la economía de la empresa como fue la electrificación de la línea 1 (que cubría el servicio Mieres a San Andrés), cuya finalidad erala de destinar una serie de trolebuses, en un intento de reducir los costes del combustible que ya por entonces sufría elevados incrementos en su precio debido a la escasez de petróleo en los mercados). Toda la línea discurría dentro del término municipal, su recorrido era de doble tendido en cobre, sin bucles intermedios, excepto a la entrada a cocheras. La línea disponía de dos subestaciones (una junto a cocheras y la otra en San Andrés), con centrales transformadoras de corriente alterna a continua. La explotación de los trolebuses fue siempre municipal, inicialmente contó con tres trolebuses Pegaso numerados del 101 al 103. Al dejar de prestar servicio en los trolebuses de Madrid, Mieres compra cuatro trolebuses modelo Jacquemond.
                         Final de la linea trolebuses en San Andres
La empresa llego a contar con nueve trolebuses, cinco rodando, uno de reten y tres de reserva. La librea de los trolebuses era azul en la parte baja y las ventanas y techo en tono aluminio.
El 24 de junio de 1965, día en el que Mieres celebraba la festividad de San Juan Bautista, a las trece horas y cinco minutos, frente a la Casa Consistorial, se puso en marcha el primer trolebús.
En una inauguración multitudinaria y transmitida por Radio Nacional de España a través de los comentarios realizados por su corresponsal en Mieres, D. José María Pellanes, el primer trolebús se disponía a cubrir los 8 kilómetros que separaban a la localidad de San Andrés de Mieres en quince minutos.         
El proyecto que se estudiaba desde 1957, no se materializó hasta año 1965. Este retraso supuso un incremento de la inversión, que añadido a una errónea planificación y defectuosa alimentación eléctrica (aumentada por la continua desaparición de los cables), provocó que el 21 de octubre de 1968 comenzaran a desmontarse las líneas, volviendo a cubrirse los servicios sólo con autobuses.                          
                              Tendido trolebús en la Reguerona  en 1965
                           
LA DENOMINACIÓN SOCIAL DE LA EMPRESA. 
La denominación social del Servicio Municipal de Autobuses, ha sufrido modificaciones. El 30 de Marzo de 1957, la empresa queda legalmente constituida como “Empresa Municipal de Autobuses de Mieres, Sociedad Anónima” (EMAMSA). El 22 de junio de 1965 la Junta General de Accionistas decide, ante la entrada en funcionamiento de los trolebuses, modificar el nombre de la empresa, quedando así: “Empresa Municipal de Transportes, S. A.” (EMUTSA), denominación que se mantiene en la actualidad. En el año 2000 tras el concurso de logotipos llevado a cabo por la empresa, se escoge una imagen corporativa: Desde entonces la empresa cuenta con un anagrama que la identifica.

EL DOMICILO DEL SERVICIO MUNICIPAL DE TRANSPORTES.
El domicilio social de la Empresa Municipal de Transportes, en un primer momento estaba ubicado en el propio Ayuntamiento de Mieres, trasladándose posteriormente a la llamada Plaza del Generalísimo (actual Plaza de la Constitución), frente a los jardines del Alcázar (actualmente Jardines del Ayuntamiento). Más tarde se ocuparon los bajos del edificio número 22, de  la calle Ave María (actual Alas Clarín).
En Alas Clarín, se encontraban las oficinas y servicios de tráfico, además de ser cabecera y final de las diferentes líneas. Las cocheras y el taller propio de la empresa se localizaban en La Belonga.
Pero la construcción de escuelas necesarias para cubrir las necesidades educativas del concejo (ampliación del actual complejo del Aniceto Sela y Liceo Mierense, obligan a abandonar estos locales, y motiva un nuevo cambio de las oficinas.
                     Talleres Municipales y Cocheras en la Belonga en construción - 1957
La empresa realiza un traslado temporal a la antigua Avenida José Antonio (actual Manuel Llaneza), en una de las plantas de la Jefatura Local del Movimiento. En noviembre de 1971 la Empresa Municipal de Transportes, S.A. encomendó la construcción de un edificio de dos pisos para oficinas, en La Belonga. Terreno donde se encontraba desde 1956 la nave de cocheras con cabida para12 autobuses, y el taller propio de la empresa cimentado en 1965. Las nuevas oficinas se fundaban en el año 1973, esté fue su domicilio hasta fechas recientes. Desde el 19 de marzo de 2001, EMUTSA se encuentra ubicada en el Centro Municipal de Transportes de Mieres. En él se emplazan tanto las oficinas, como las cocheras y los talleres donde realizan las reparaciones y el mantenimiento preventivo de los vehículos, todo ello en unas modernas instalaciones que facilitan el desarrollo de las actividades.

EMUTSA realiza la explotación en régimen de monopolio del servicio público de transporte de viajeros en Mieres, ofertando a sus clientes diez líneas de transporte regular permanente quedan cobertura a todo el Concejo. En octubre del 2005, por primera vez en la historia de EMUTSA, la empresa comunica a la localidad de Santa Eulalia de Morcín con el municipio de Mieres, tras la autorización otorgada por el Consorcio de Transportes de Asturias para poder realizar la ampliación de la línea 5 hasta está localidad. Para facilitar el acceso de los viajeros a cualquiera de los autobuses que cubren las líneas, la empresa cuenta con 17 paradas ascendentes y 14 descendentes repartidas a lo largo de Mieres. Además de estos servicios, EMUTSA realiza otros servicios “especiales”, tales como “La Curuxa” (para las noches en las que el Concejo está de fiesta), y los servicios durante la festividad de los Mártires de Valdecuna. A estos servicios se añade el transporte de escolares a centros educativos del Municipio, y el servicio específico con centros de trabajo, como el que ofrecen a los trabajadores del Hospital Álvarez Buylla.

LA EMPRESA EN LA ACTUALIDAD (adaptándose a los nuevos tiempos del concejo Mierense).
EMUTSA tiene en la actualidad 10 líneas de transporte urbano:
v  L1: Mieres – San Andrés (Urbiés y La Güeria).
v  L2: Mieres – Cenera.
v  L3: Mieres – Valdefarrucos.
v  L4: Mieres – La Rebollada (El Padrún).
v  L5: Mieres – Loredo y Baiña.
v  L6: Mieres – Carcarosa.
v  L7: Mieres – Paxío: sólo martes, jueves, sábados, domingos y festivos.
v  L8: Nuevo Santullano – Entrerríos (Polio). Sólo en sábado, domingo y festivos.
v  L9: Mieres – Santo Emiliano (La Matiná). Sólo días laborables.
v  L14: Mieres – Hospital (personal del Hospital).

Además se hace un servicio Renfe – Campus Universitario a la hora de entrada de los estudiantes.
En un plan de ajuste realizado por la Empresa Municipal de Mieres (EMUTSA) en el  año 2.013 se suprimieron el 25% de los kilómetros recorridos en el concejo, un 30% de ellos en días laborables.
No se suprimió ninguna línea de servicio, tratando la Empresa Municipal de mantener el servicio a todos los pueblos del municipio (unos 400 pueblos, aproximadamente y no a todos llega la línea urbana de autobuses) y no sólo a los grandes núcleos de población, para aplicar esta medida lo que se hizo fue reducir expediciones en cada línea, es decir, quitando horarios en los servicios de menor demanda en cada línea.
La reducción de expediciones se centró en las líneas 1 y 3, que pasaron de un servicio cada media hora durante todo el día en días  laborables a ser cada media hora durante la mañana y cada hora durante la tarde. También en días laborables se dejó de hacer la línea 8, que quedó cubierta por Transportes Bimenes, quedando en exclusiva para EMUTSA en días no laborables (festivos).
Otras expediciones afectadas y reducidas son los servicios en las líneas 4 y 5.
Además del transporte urbano del concejo, EMUTSA realiza cuatro líneas de transporte escolar contratadas por Transportes Bimenes a través del Plan de Coordinación de los transportes en Mieres, y el transporte escolar al Colegio Prau Llerón” de Mieres contratado por el Ilustrísimo Ayuntamiento de Mieres.     
                               Autobus por la Pasera en 1960. (Foto Alonso)
Como servicios especiales destacan los realizados al Mercau Astur de Cenera (Cae siempre en el fin de semana anterior al día 27 de septiembre) y en los Mártires de Valdecuna (27 de septiembre), así como los nocturnos de las fiestas de San Juan (24 de junio), si bien se venían haciendo servicios de este tipo en otras festividades como el Festival Celta de Baiña, la Semana de la Juventud de Turón, la Feria de Muestras de Santullano, etc… que se han interrumpido “de momento” en los últimos tiempos.
Finalmente dentro de la actividad de transportes, se realizan también servicios discrecionales contratados (dentro del municipio) por particulares, asociaciones de vecinos y oros colectivos y agentes sociales del municipio.
                           Centro de Transportes de Mieres
Además del transporte detallado, EMUTSA se encarga de la gestión del Centro Municipal de Transportes de Mieres (con cerca de un 80% de ocupación en los últimos años) y desarrolla actividades formativas a través de su Centro de Formación (ubicado en las mismas instalaciones), destacando los cursos de CAP que se están realizando últimamente.
En cuanto a la plantilla, la empresa tiene en la actualidad un total de 29 trabajadores con contrato indefinido:
Ø  21 conductores.
Ø  2 mecánicos.
Ø  2 responsables de tráfico.
Ø  2 administrativas.
Ø  1 Coordinador de Formación.  
Ø  1 Director Gerente.
Ø  2 contratos de fijos discontinuos (en Formación).
Ø  5 trabajadores jubilados parciales. 

Agradecimientos: 
ü  Al  Ayuntamiento de Mieres por apoyar está idea.
ü  A Pullmans Llaneza, por las imágenes aportadas.
ü  Al Archivo Municipal de Mieres, por la documentación facilitada.
ü  A la Gerencia de la empresa por confiar, apoyar y colaborar con la idea.
ü  A Antonio Rueda Castilla, Sabino Muñiz Díaz, Mario David Álvarez González y Cristina Barrios Villa, trabajadores de EMUTSA, por su trabajo en el documento y soporte audiovisual.
                    Autobús de emutsa el la parada de la calle Ave María.
Agradecimiento especial a Andrés Gutiérrez Porrón Director Gerente de EMUTSA por facilitarme toda la información disponible para la publicación en “El blog de Acebedo”.
FUENTES: El blog del Mierense, Andrés Gutiérrez Porrón Director Gerente de EMUTSA,  Archivo Municipal de Mieres, Fondo documental  EMUTSA.
________________________________
____________________________
NOTA: Si te ha interesado esta entrada y quieres preguntar, comentar o aportar algo al respecto, puedes dejar un comentario o escribir a mi dirección de “correo del blog” con la seguridad de ser prontamente atendido.

¡¡¡Difunde “El blog de Acebedo”  entre tus amistades!!!

Sígueme en:
  • § - Twitter – “El blog de Acebedo”

2 comentarios:

  1. He leído con detenimiento todo lo relacionado con el servicio de autobuses en Mieres por si encontraba lo que me había interesado en su momento saber: ¿Qué autobuses ocuparon, por lo menos entre los años 1980-90 aproximadamente, los terrenos del antiguo chalet de Arroxo, que estaban justo pegando con el muro que los separaba del palacete de Benjamín Cutiellos, este aún en pie en aquellos años, frente al chigre llamado Casa Lebrel en Oñón? Sin duda aquella propiedad había sido vendida en su momento por la familia que la había heredado a alguna empresa relacionada con el transporte de viajeros, o que esta tuviera relación con quienes lo habían adquirido. Sin duda el ayuntamiento de Mieres supo bastante más sobre este lugar de lo que ha demostrado... por la lógica relación que mantienen con empresas de servicio público como son las de tranportes. Han de saber quienes trabajaron en destruir todo aquello con su verja, que cambiaron por una especie de cerca, quizá metálica, con un gran portón, a través de cuyas rendijas laterales se podían ver allí colocados una serie de autobuses de línea, y cómo habían echado abajo todo el montículo donde había estado ubicada la casona, construyendo en su lugar una especie de muralla, alrededor de la cual estaban alineados los autobuses en cuestión... Imposible que en el ayuntamiento no se supiera nada sobre esta cuestión... ni quienes tuvieron que tener papeles en regla, justificantes de aquella adquisición... lo digo porque intentando alguien interesado indagar algo por allí, sobre quien lo habían adquirido y a quienes, nadie parecía saber en el ayuntamiento de Mieres nada en particular sobre lo que cierta persona muy vinculada con este lugar, había mostrado interés en saber, sin haber obtenido respuesta alguna por parte de nadie.

    ResponderEliminar
  2. Retrocediendo en el tiempo,alla por ladecada del 30,antes del comienzo de la guerra civil,mi abuelo agustin alvarez velasco,conocido en ese entonces como agustin de los tranvias,habia creado una linea de autobuses,que funcionaban a gas de carbon,con un gasogeno que estaba ubicado en la parte posterior de las unidades,mi abuelo agustin vivia y tenia la central de la empresa,en la calle ave maria hoy clarin,cerca de las cases barates,al estallar la guerra le decomisaron los omnibus para trslados de tropas,luego de la guerra aparecieron algunos semidestruidos.creo que entre otros itinerarios unia mieres con puente de los hierros,y mieres con turon,etc.mi padre me conto todo esto ya que a mi abuelo no lo conoci,en el 2009 fui por primera vez a mieres,y pude con emocion recorrer y conocer algunos lugares de los relatos de mi padre qu vivio en argentina desde el año 49 hasta su muerte en el 2002.si alguien sabe algo mas de esta historia me gustaria saberla,los sigo muy atte,y seguramente comparto con muchos de ustedes la sangre asturiana.

    ResponderEliminar