17 de noviembre de 2018

La iconografía de Don Pelayo

Los rostros de Pelayo
RETRATO IDEALIZADO DE PELAYO EN COVADONGA, OBRA DE LUIS DE MADRAZO Y KUNTZ (MUSEO DEL PRADO). LNE
Bien entrado el siglo XIX, la figura del rey asturiano capta la atención de grandes pintores como los Madrazo, que consolidan su imagen idealizada
Estatua de don Pelayo en Covadonga (Asturias). (Pinterest)

Resulta más que sorprendente que la iconografía de Don Pelayo, personaje con el cual se dice comienza la Reconquista, no hubiera adquirido un mayor protagonismo entre los siglos VIII y mediados del siglo XVIII. Entre ese periodo apenas podríamos ponerle cara a su idealizada figura. Debemos exceptuar, eso sí, algunos casos como los grabados que se insertan en publicaciones dedicadas a resaltar valores históricos y patrióticos de la nación española, como por ejemplo el realizado por Juan de Noort para el libro "El Fénix Católico Don Pelayo el Restaurador", obra de José Micheli y Márquez publicada en Madrid, en 1648.

15 de noviembre de 2018

La peripecia española de un revolucionario ruso

Un pasaje para Trotsky
León Trotsky. (Editorial Txalaparta)
El revolucionario ruso recaló en España en 1916, causando temor en el marqués de Comillas, que trató de comprarle para que dejara el país
Ilustración de Alfonso Zapico
https://www.lne.es
El martes 31 de octubre de 1916 el II marqués de Comillas, viejo conocido de los lectores de estas historias por su vinculación con la Sociedad Hullera Española y el poblado de Bustiello, se sobresaltó leyendo la prensa matinal: León Trotsky, expulsado de Francia, había cruzado la frontera por Irún y se encontraba en San Sebastián.

14 de noviembre de 2018

Crónicas medievales

Así murió Bermudo III, el último rey asturleonés
Retrato imaginario de Bermudo III de León, de José María Rodríguez de Losada. Ca. 1892-1894. (Ayuntamiento de León). Wikipedia)
Los forenses que analizaron el cuerpo determinaron que una lanza le entró por el ojo derecho, le reventó la órbita ocular y le arrancó el maxilar superior
La batalla de Tamarón fue un enfrentamiento militar que tuvo lugar el año 1037 entre las tropas del rey leonés Bermudo III y las del conde de Castilla Fernando Sánchez. (www.elhistoriador.es)
La culpa fue de la celada. Bermudo III, rey de León, la levantó –o simplemente no le protegía bien los ojos– antes de enfrentarse en solitario a cientos de enemigos en la batalla de Tamarón (Burgos, 1037). La lanza adversaria le entró por el ojo derecho, le reventó la órbita ocular y le arrancó el maxilar superior. Además, una decena de estoques le atravesaron la parte inferior del tronco. Resultado: muerte en el acto o, como mucho, agonía por múltiples infecciones poco después. Así lo determina la autopsia que un equipo de la Sociedad Española de Paleopatología realizó a sus restos en 1997 y que vuelve a salir a la luz tras la polémica de dónde se halla su cadáver: si en el panteón real de San Isidoro de León o en el de Nájera (La Rioja).

13 de noviembre de 2018

Un encierro de 318 días en la Catedral de Oviedo

Una protesta de altura
Catedral de Oviedo durante el encierro de los trabajadores de Duro Felguera, año 1996
Ver artículo del blog: Un conflicto largo y épico en Langreo (Asturias):
El encierro de trabajadores de Duro Felguera sin recolocar en la torre de la Catedral de Oviedo el 23 de diciembre de 1996
Ilustración de Alfonso Zapico
Hace unos meses ya les conté los pormenores de la huelga de hambre que sostuvieron en 1994 cinco trabajadores del Grupo Duro Felguera contra la extinción de empleo que afectaba en aquel momento a 183 trabajadores del taller de Barros y 49 de Felguera Melt. Les recuerdo que la protesta concluyó el 2 de noviembre de aquel año con el acuerdo de readmitir a parte de los despedidos y acoger a los otros a prejubilaciones y bajas voluntarias. Pero en diciembre de 1996 aún quedaban 39 trabajadores pendientes de recolocación y, ante la pasividad de la empresa y el intento de jugar al despiste del Gobierno regional, se reanudó la lucha solidaria implicando de nuevo a todo el colectivo para lograr una solución digna que no dejase a ninguno sin trabajo.